En los últimos años se han realizado descubrimientos asombrosos de como la marihuana afecta al organismo de diferentes formas. Estudios recientes se han enfocado en saber como afecta a nuestra vida sexual y se han encontrado resultado positivos aunque a veces contradictorios, para algunos mejorando la experiencia, aumentando el placer y logrando una conexión más especial sobre todo para las mujeres. Aunque para otros y dependiendo de muchos factores, les sucede exactamente lo contrario, pero en este tipo de casos y por más lo que diga la comunidad científica se trata mucho más de conocerse uno mismo, y a la confianza que existe con tu pareja. Aunque lo más importante de todo es experimentar. ¡Que no te lo cuenten, vívelo por ti mismo!.

GIF

Así que si deseas explorar nuevas experiencias en torno al uso del cannabis junto a tu pareja y pasar por unos momentos divertidos y sensuales, te recomiendo probar estas 5 poses sexuales, acompañada de una buena variedad indica, ya que estas variedades en especial producen un efecto sensorial del cuerpo mucho mayor,  potenciando el juego previo y creando un mayor deseo sexual, logrando hasta una conexión casi espiritual. Al contrario de las sativas que tienen un efecto más cerebral y contemplativo haciéndote difícil concentrarte en el acto mismo, aunque también te puede servir para otro tipo de juegos, ¡Es cosa de usar la imaginación!.  Antes de empezar te recomiendo una buena dosis de juegos previos para entrar en calor, sin olvidarte de entregarle un buen sexo oral a tu pareja.

Te invito a probar estas 5 atrevidas y divertidas poses:

 

1. LA SILLA


La Silla / Imagen: holaeslola.com

Comenzaremos con una pose relativamente sencilla que favorece el contacto visual entre ambos y el roce de ambos cuerpos al tenerse muy cerca el uno del otro. La mujer rodea con sus pierna a su amante y se pone sobre el. En esta pose ella maneja el movimiento y la profundidad de la penetración. Ella puede apoyar los pies en el piso o sobre el mueble si tiene más fuerza en sus pantorrillas. Mientras el puede acariciar su espalda, tomarla del pelo, llenarla de besos en el cuello o besar sus pechos. También pueden probar una variación de la misma en que la mujer le da la espalda al hombre y él le acaricia el clitoris. ¡A la mujer le encantará!

2. PATITAS AL HOMBRO

Patitas al Hombro variación / imagen: http://static.betazeta.com/

En esta posición la mujer se acuesta boca arriba y pone una almohada o cojín bajo su trasero para entregarle apoyo, mientras el hombre se arrodilla frente a ella para penetrarla. En esta posición el hombre tiene el control y la profundidad de la penetración. Mantén especial atención los gestos de tu pareja para ir variando de intensidad, aprovecha de acariciarle la cintura, sus pechos y sus hermosas piernas, y mirarla sensualmente a sus ojos para ir viendo a que reacciona mejor. En esta postura, las piernas de la mujer van sobre los hombros del hombre, aunque pueden probar variaciones tales como las dos piernas en un solo hombro lo que hace más intensa la penetración al haber mayor contacto entre las paredes de la vagina y el pene o abrir las dos piernas completamente como sale en la imagen de más arriba.

3. EL MONO

El mono / Imagen: http://imalbum.aufeminin.com/

Esta pose sexual requiere de más experiencia y de un estado físico que ayude, aunque siempre vale la pena intentarlo y mucho más divertido si estas sobre las nubes, si bueno y sano puede resultar difícil con el uso del cannabis puedes terminar en una tremendo ataque de risa.  El hombre está tumbado boca arriba y flexiona las rodillas hacia su pecho. Ella se sienta de espaldas y se recuesta en los pies de él. Cuanto más peso apoye en sus piernas, más fácil será para su compañero. Original e intensa, gracias a la profunda penetración, “el mono” garantiza momentos muy sensuales. Pero, sobre todo la mujer, necesita fuerza muscular y sentido del equilibrio para esta postura. Si la pareja se coge mutuamente de las muñecas, resulta más fácil.

4. TIJERAS SOBRE LA MESA

Tijeras sobre la mesa / imagen: http://www.actitudfem.com/

Ella se acuesta boca arriba en el borde de una cama, mesa o cómoda. Una almohada bajo las nalgas puede dar un poco más de altura, similar a la anterior postura de “patitas al hombro” o el la puede tomar fuertemente de las nalgas para darle apoyo. Ella estira las piernas rectas y cerradas hacia arriba y desliza sus manos por debajo de las nalgas y la almohada para elevarse más, o se agarra al borde de la cama, mesa o cómoda.  También puede simplemente dejar las manos sueltas. El hombre se pone de pie delante de ella y la penetra. Si la cama o mesa es demasiado baja, puede arrodillarse. Él agarra los pies de ella para aumentar el efecto de la acción, de esta forma se consigue más estabilidad para una penetración más profunda.

 

5. LA SORPRESA

La Sorpresa / Imagen: wtfonline.mx

Aquí la mujer tiene que tomar la iniciativa, es tan simple que se pongan de pie y la mujer se de la vuelta e inclinarse, el hombre lo captara rápidamente. El puede tomar la cintura de la mujer con facilidad y llevar el ritmo, la mujer sentirá una penetración profunda. El hombre puede acariciar el clítoris de su mujer mientras la penetra lo que aumentara radicalmente el placer. Recomiendo que durante esta pose la mujer también se ponga de pie así hay un contacto completo de ambos cuerpos lo que lo hace aun más sensual. ¡A disfrutar!

 

Lo más importante es la conexión entre los amantes, ¡diviértanse y tengan sexo seguro! ¿Probaste alguna? cuéntanos como te fue en los comentarios!

 

8 Comentarios

Que opinas?