imagen: 18karatreggae.com

Ella vive en Maroon Town, Jamaica y se acerca a su cumpleaños número 100. Melita Gordon, la abuelita de 96 años, no tiene intenciones de renunciar a fumar Marihuana, el hábito que la ha acompañado por la mayor parte de su vida. Sus hijos, parientes y vecinos la han tratado de convencer que deje de fumar o por lo menos que no lo haga tanto.

melita2wp
Hace muy poco su hábito se ha vuelto legal en Jamaica /imagen: greenrushdaily.com

La pequeña abuela, que mide solo 1 metro y 30 cm, tiene un gran carácter y defiende su hábito de fumar gracias a lo que su médico de cabecera sostiene, y esto es que si ella hubiese dejado la Ganjah se habría despedido de este mundo hace mucho tiempo.

“Mi doctor dice que no deje de fumar marihuana, porque si paro, el me perderá”

La señora Gordon, comenzó a fumar Cannabis cuando fue bautizada en la religión de sus padres, Michelle Jones y Richard Gordon, ambos fueron fumadores de Marihuana.

conoces-los-usos-espiritualeswp
El uso espiritual del Cannabis es permitido en Jamaica /imagen: growlandia.com

Ella era la encargada de encender la Weed de los cigarrillos de Marihuana en la familia cuando era una niña de 10 años, pero también fumaba por otros lados sin el conocimiento de sus mayores.

Durante toda la primaria continuó fumando Marihuana y cuando comenzó a tener sus nueves hijos, siete de los cuales siguen con vida, siguió su hábito de disfrutar los buenos humos.

Incluso cuando vendía mercancías afuera de la Escuela Primaria de Maldon y también trabajaba por turnos, en la antigua Planta de Empaque de Plátanos en Maroon Town, ella era conocida como “La Dama de la Pipa” que defendía su vicio sin necesidad de violencia.

Melita3wp
La mayor fumona de todos los tiempos / imagen: 2.bp.blogspot.com

Extrañamente su marido Manuel Gordon, con quien ha estado casada por más de 50 años, nunca fue usuario de Cannabis, pero siempre respetó los deseos de su amada fumona.

“El nunca fumó, solo bebía cerveza, pero nunca me obligó a parar”

No existe una razón especial por su pasión por la Marihuana, aunque ella admite que fumar Cannabis la ayuda a relajarse y a pensar de forma más clara.

Con la presión de su familia para que deje de fumar, incluida su nieta con quien vive, Melita se ha propuesto un compromiso, el de reducir la frecuencia en la que fuma a tan solo una vez por día, un gran cambio si lo comparamos con sus días de gloria, en donde ella fumaba Marihuana todo el día y todos los días.

14 Comentarios

Que opinas?